Oración a Jesús Sacramentado

Cree fielmente en el poder de la oración, y todas las cosas que pidas con fe llegarán a tu vida.

Aquí encontrarás una oración a Jesús Sacramentado, ora con fe y creyendo realmente en él y verás grandes cosas en tu vida. Solo te tomará unos minutos.

Oración dedicada  a Jesús Sacramentado

Oh SEÑOR JESÚS, que por el amor que le dedicas a la humanidad, persiste día y noche en este Sacramento, todo colmado de cariño y afecto, esperando y recogiendo a todos los que llegan aquí a visitarte.

Sé que te encuentras presente en el Sacramento del altar; te venero desde el fondo de mi nada y te agradezco de corazón todos los milagros que me has entregado Señor; y esencialmente por haberme dado a ti mismo en este Sacramento, y a tu santa Madre María como mi Defensora; y por acercarme a ti.

En este día rindo homenaje a Tu Corazón amabilísimo y me propongo hacerlo con tres intenciones: primero, en acción de gracias por este gran don.

Segundo, en resarcimiento de todos los insultos que has recibido de Tus enemigos en este Sacramento; tercero, con esta visita me planteo venerarte en cada uno de los lugares que se encuentran en la tierra, donde Tú eres menos amado y más abandonado en Tu Sacramento.

JESÚS SACRAMENTADO, te amo con todo mi corazón. Me arrepiento de haber desagradado tantas veces en el pasado a Tu infinita bondad. Con la ayuda de tu gracia, no quiero ofenderte nunca más en el futuro; y en el presente, miserable como soy, me consagro enteramente a ti.

Te doy gracias, y decido renunciar a toda mi voluntad, a todos mis apegos, a todos mis deseos y a todo lo que tengo.

Desde este día en adelante, haz conmigo y con todo lo que es mío lo que sea agradable a Tus ojos.

Sólo espero y aspiro a tu santo amor, la constancia final y la perfecta obediencia de Tu voluntad. Te entrego a Ti las almas del Purgatorio, esencialmente las más devotas de este Santísimo Sacramento y de la Santísima Virgen María.

Jesús Sacramentado, te encomiendo de igual manera a todos los pobres pecadores. Por último, mi querido Salvador, uno todos mis apegos con los de Tu grandísimo Corazón, y así acoplados los brindo a Tu Eterno Padre, y le solicito en Tu Nombre que los acepte y exprese por amor a Ti. Amén

Si te gusto esta hermosa oración compártela con tus amigos y familiares. Dios te Bendiga enormemente.

Comentarios
Comparte con tus Seres Amados:

También te podría gustar...