Oración de la Mañana, encomienda tu día a Dios

A través de los años, se ha considerado que la oración es una excelente forma de comenzar el día con paz y reforzando tu espíritu. Y realmente es así, no hay nada mejor que empezar el día hablando con nuestro Dios y encomendarle nuestro día.

Cuando hablamos con el Señor apenas abrimos nuestros ojos, lo hacemos para pedirle que llene nuestro día de bendiciones y no lo desperdiciemos sin Su presencia.

Esto nos permite demostrar el afecto a Jesucristo, ya que le recordamos que siempre lo mantenemos presente, aún cuando despertamos.

De esta misma forma, orar en la mañana nos asegura que Dios está de nuestro lado a lo largo de nuestro camino o los oficios que realicemos a lo largo de nuestro día.

Oración para comenzar el día con fuerza y conexión divina:

Dios Todopoderoso, recurro a ti en este momento del día para pedirte que lo protejas a lo largo de todas sus horas.

De la misma forma, permíteme prosperar como ser humano e ilumina el camino que debo recorrer para conseguirlo.

No me permitas caer en la tentación de la rendición, enséñame a levantarme cada vez que caiga.

Por mi parte, te concedo que habites mi cuerpo para que escuches, hables y mires por mí, para que intercedas en cada una de mis acciones y evites que cometa errores.

Acompáñame en mi camino, ayúdame, guíame, cuídame y protégeme. Concédeme la capacidad de terminar mi día con éxito.

Ilumina mi mente para diferenciar las cosas buenas de las malas, llena mis ojos de amor, mi corazón de bondad y otórgame la capacidad de proteger a quienes amo.

Evita que me llene de odio y pensamientos impuros, de tal forma que logre ver el mejor aspecto en cada cosa que me rodee.

Te pido que no dejes de lado a todas aquellas personas que se encuentran sufriendo, ayuda a todo aquel que esté atravesando un momento de alta necesidad.

No nos abandones, somos tus hijos y necesitamos infinitamente de ti.

Amén.

Si te gusto esta hermosa oración comparte con tus seres amados, Dios te Bendiga enormemente.

Comentarios
Comparte con tus Seres Amados:

También te podría gustar...